Todo lo humano le calaba hasta los huesos

 Cuando están frente a una persona que sufre, ciertos líderes de iglesias y algunos de sus seguidores acostumbran dar una palmadita en el hombro de ese hermano, diciéndole lo que es de sobra conocido: que para Dios no hay nada imposible, o que todo eso viene para bien o que tras de lo que le sucede Dios tiene un propósito. A esos el escritor Alfonso Ranchal nombra falsos consoladores.

   Si hacemos un recuento de la vida de Jesús, nunca supimos que Él se refugiara en tales palabras huecas, casi inhumanas, pues en ellas se percibe un contenido burlón. Y si de sufrimiento hablamos, el Maestro se topó con personas sufrientes: enfermos, miserables, excluidos de la sociedad, padres que lloraban por la pérdida de un hijo, etcétera. Con ellos Jesús era un consolador. Desde el sufrimiento se solidarizaba con los demás, “desde el dejarse traspasar por el dolor ajeno haciéndolo propio. Y desde esa situación comprendió tan profundamente al prójimo. Ya no eran sus propias presiones, a todos los niveles, las únicas que tenía que sobrellevar, sino también la de los otros”. Eso explica por qué su presencia y sus palabras irradiaban comprensión y compasión y sanaban.

   En este mundo religioso saturado de doctrinas en las que todo es prosperidad, guerras espirituales, disparates milagreros y mucha insensibilidad, Ranchal nos recuerda que “el Hijo del Hombre fue tan hombre que todo lo humano le calaba hasta los huesos.  Por ello, aún cuando realizaba milagros, sanaba enfermos o multiplicaba la comida, el sufrimiento, el dolor y la angustia de cada persona con la que entraba en contacto eran absorbidos por el Galileo”.

   Así que estamos llamados a consolar, solidarizándonos; poniendo nuestro tiempo y recursos, en la medida de nuestras posibilidades, a disposición del prójimo; depositando nuestra confianza en Dios, cuyas manos nos consuelan día a día.

Dr. Rolando Escobar – ASÍ PENSAMOS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Imagen CAPTCHA

*